Reinventar el contenido, dentro del marketing online (II)

Ahora no basta con tener nuestra propia página de fans. Eso es un error. Hay que tener claro que tipo de contenidos vamos a compartir, no confiar en los agregadores automáticos de RSS, que pueden colocar, de golpe, hasta 10 noticias, que traten tanto Facebook como Twitter y, también, tendremos que planificar un conjunto de estrategias de comunicación, que sean exclusivos, para cada uno de los medios y cada una de las plataformas. Los públicos, de cada una de las redes sociales, son distintos, entre sí y hay que tratarlos, teniendo en cuenta cada una de esas diferencias, para poder comunicarnos con ellos, de manera efectiva. Los contenidos de texto que creamos, deben ir evolucionando y adaptarse a los cambios, que se producen, en Internet y las redes sociales. Es básico que en nuestros contenidos mande la calidad; pero, también, nuevas maneras de encontrar los temas que estén más de moda, más de actualidad. Sólo tendremos que comprobar, día a día, de lo que hablan nuestros contactos, a través de las redes sociales, para saber cuales son los temas que se están tratando. Incluso, los populares “trending topics”, que aparecen en Twitter, nos pueden sorprender, para poder crear contenidos nuevos, que atraigan a los consumidores. Un tema aparte es el video, en Internet. La televisión suele estar acostumbrada a los cánones, que son más clásicos, y suelen verse series, programas y productos, que superan la hora de duración, de forma general. El tele-espectador, que está acostumbrado a ver la TV, desde su sofá, está acostumbrado a ver durante horas, la misma.
Foto: fuente