polémica

El Social Branding: la publicidad y los hechos

La Social Branding es una nueva disciplina, que trabaja en la construcción de una marca, eso sí, desde una sensibilidad y una perspectiva, que son 100% sociales. Así, las empresas vana tener que organizar su aparición en las redes sociales, eso sí, desde la Identidad Cultural, la Honestidad, los Valores de la Ética, la Conciencia y las personas, lo que implica un verdadero cambio y una gran oportunidad, al a hora de conectarse con los posibles consumidores, en una sociedad que está viviendo una gran crisis económica, que se está volviendo, cada vez más, sensible a lo que se conoce como Sinceridad de las Marcas. Cuando decidimos apostar por el Social Branding, en realidad, estamos apostando por lo que se conoce como “la publicidad de los hechos”, lo que implica un verdadero cambio en nuestra manera de trabajar y no sólo un cambio en la estética o en las formas. Uno de los grandes problemas, en este campo, está en lo que se conoce como Construcción de las marcas, donde nos encontramos con un importante problema: aunque se acepta que los cambios son muy necesarios, en la práctica, se sigue con lo de antes, lo que hace que las empresas no vean frutos. Por esa razón, es primordial que las empresas tengan una verdadera voluntad de adaptación, que sean conscientes de todos los cambios que se están viviendo y que lo hagan, de una manera realmente efectiva. Así, si se llevan a cabo los cambios necesarios, estos se verán en los beneficios económicos de la casa.
Foto: fuente.

El ruido y la expectación empleados en el Marketing (II)

Las marcas suelen buscar la polémica, ya que recuerdan la famosa frase de Oscar Wilde: “Hay solamente una cosa en el mundo peor que hablen de ti, y es que no hablen de ti”. Pero, hay que tener cuidado, de todas maneras, sobre todo, si se siguen unas estrategias, que sean demasiado polémicas, ya que el resultado nos irá en nuestra contra. Por ejemplo, no es lo mismo emplear la violencia para un anuncio para que nos pongamos el cinturón de seguridad, que emplearla para anunciar unos nuevos pantalones. Lo más importante, en un anuncio, es el mensaje que buscamos transmitir; y, las herramientas deben ir en proporción, al mismo. Una de las marcas que mejor sabe emplear la polémica, para que los consumidores se fijen en sus productos, es la marca de ropa Benetton. Incluso, algunos de sus anuncios han sido censurados por parte de la Iglesia Católica. Pero, gracias a este tipo de anuncios, han creado un gran efecto viral dentro de la red, o sea, han llegado a la mayor parte de los consumidores potenciales. En otras ocasiones, aunque las marcas no buscan esa reacción, se encuentran que los propios consumidores se ponen en su contra, como le sucedió a Donettes, con su última campaña, que fue duramente criticada en la red Twitter. En resumen, crear polémica puede ser la base para lograr el éxito, pero debemos tener cuidado a la hora de provocarla, para que el consumidor no se olvide del mensaje que queremos transmitir.
Foto: fuente.

El ruido y la expectación empleados en el Marketing

El marketing posee muchas herramientas, para poder lograr ser eficaz y las empresas buscan crear mucho ruido, en sus numerosas campañas, para poder llegar a lo más profundo de los sentimientos de sus potenciales consumidores. Por esa razón, en ocasiones, se realizan acciones controvertidas, que pueden llegar a ser muy duras o se hacen eco de acciones populares, dentro de Internet. Así, World of Warcraft ha decidido contratar a Chuck Norris y ha creado un tráiler promocional, que llega a todos, a través de su forma viral. Las campañas más duras suelen venir de la mano del Ministerio de Salud o de la Delegación de Tráfico, con campañas que buscan que dejemos de fumar, que cuidemos nuestra salud… en las que se busca mostrar la dura realidad, lo que sucede, sin suavizar los hechos, en ningún caso. Incluso, introducen imágenes que son desagradables, para que el espectador se de cuenta de la importancia de la campaña y, también, para que la recuerde. Y, ¿es recomendable todo esto, para una campaña de marketing? Parece ser que los publicistas lo tienen claro: si, sin duda. Al consumidor le queda mucho más claro el mensaje, que quiere expresar. También, este tipo de anuncios suelen crear mucha más expectación, por lo que su mensaje llega a más gente, así de sencillo. Si la campaña se ha trabajado bien, simplemente con el “boca a boca” se convertirá en un éxito. Recuerda que, en general, cuanto más polémico sea el anuncio, más visitas va a tener y más comentarios va a causar.
Foto: fuente.