domingo, junio 16, 2019
Sin categoría

Las etiquetas impresas y su importancia para los negocios.

top view

Hay un viejo refrán que dice que la primera impresión es la que vale. Pues bien, esto es también aplicable para las etiquetas que llevan los productos manufacturados. Las etiquetas son importantes porque suministran información necesaria para que el cliente pueda contactar con la empresa que fabricó o distribuyó el artículo, pero también es la primera impresión que se forma el cliente sobre cualquier producto. Una etiqueta de colores brillantes, atractiva y sugerente trasmite al cliente la información de que están en presencia de un producto de calidad.

Poner en los productos etiquetas de calidad es de gran importancia para todo negocio. Una buena etiqueta no solo se limita a llevar la información necesaria sobre el producto, sino también debe darle de manera clara información sobre el soporte y la estructura de la compañía. Tener una etiquetadora es solo el primer y más sencillo paso, lo difícil es saber llevar a las etiquetas la información adecuada de cada producto, clasificarlas y lograr un diseño funcional.

Los propietarios de negocios cada día son más listos y entienden las ventajas que les reporta el uso de etiquetas digitales en las ventas, marketing, promoción y colocación de sus productos.

Todas las etiquetas, independientemente de su forma, tamaño, color o propósito, tienen la intención de revelar información sobre el producto que no está disponible de inmediato. Las etiquetas son particularmente importantes en los envíos para notificar, entre otras cosas, los cuidados que ha de tener el transportista con el producto para evitar su deterioro.

Las etiquetadoras para tiendas son uno de los equipos más útiles con los que pueda contar cualquier negocio donde se vendan productos manufacturados. Son similares a las impresoras utilizadas con los ordenadores, pero tiene la capacidad de imprimir en cualquier tipo de etiqueta o pegatina. Estas pegatinas pueden pegarse a los productos que se comercializan y en ellas va información importante, tanto para el cliente como para el vendedor. Existen además etiquetadoras que pueden funcionar sin necesidad de estar conectadas a una computadora.

Existen varios tipos de etiquetadoras, con diferentes especificaciones de acuerdo al propósito para el cual vaya a utilizarse, por ejemplo para imprimir pegatinas para el empaque de productos o pegatinas con el precio de venta del producto. Hasta hoy son las máquinas más eficientes jamás inventadas para la impresión de etiquetas de todo tipo. En el mercado se ofertan diversos modelos con diferentes características, las cuales debes analizar antes de comprar la etiquetadora más adecuada a las exigencias de tu negocio. Entre las etiquetadoras más comunes que pueden encontrarse hoy en día en el mercado tenemos:

Etiquetadoras de escritorio: Son las más baratas que pueden encontrarse a la venta para la impresión de etiquetas. Realizan todas las funciones básicas de impresión.

Etiquetadoras comerciales: Utilizadas para imprimir etiquetas en cantidades importantes. Pueden sostener rollos de etiquetas de hasta 12 mm de diámetro. Son ideales para grandes tiendas.

Etiquetadoras industriales: Son eficaces cuando se necesita gran cantidad de etiquetas y pegatinas de manera continua. Son comúnmente utilizadas en las fábricas, centros de distribución y grandes almacenes.

Etiquetadoras de Cds y DVDs: Solo se utilizan para imprimir las etiquetas circulares de Cds y DVDs. Se basan fundamentalmente en la tecnología de impresión termal o a base de cartuchos de tinta.

Etiquetadoras portátiles: Otro tipo de etiquetadora muy barata, usualmente funcionan con baterías y tienen su propio teclado. Este tipo de etiquetadoras no tiene conexión a ordenador. Se utiliza fundamentalmente con propósitos domésticos como marcar los utensilios de cocina, frascos, libros, cajas y similares.

Etiquetadoras portátiles industriales: So utilizadas para cubrir los requerimientos de etiquetado en la producción de pisos y otros de la construcción o en aquellos lugares donde el acceso a los ordenadores es limitado.

Etiquetadoras personales: Son básicamente etiquetadoras manuales muy baratas y pueden usarse con fines domésticos o industriales donde la necesidad en cantidades de etiquetas sea baja.

Al seleccionar las condiciones de impresión, ten presente la calidad del papel, por ejemplo el papel brillante o glaseado es más caro que el normal. De cualquier manera, selecciona las etiquetas de acuerdo a tus posibilidades financieras. La mejor opción, aunque más costosa, es contratar una empresa especializada en diseño e impresión. Esta variante tiene la ventaja, además de asegurarte una calidad máxima en los impresos, ahorrarte tiempo valioso para dedicarlo a otras tareas que demanda tu empresa.

En la actualidad es muy sencillo adquirir por Internet cualquiera de los modelos descritos anteriormente. Muchas de los modelos en el mercado poseen incluso memoria propia lo que ahorra mucho tiempo y esfuerzo. Resultan bastante económicas y en extremo útiles.


Back To Top